MITOS ACERCA DEL CHOCOLATE

MITO 1: El chocolate engorda.

El chocolate solo engorda si lo tomas con exceso de azúcar, lácteos u otros ingredientes añadidos. Mira la etiqueta de lo que compras, en primer lugar en la lista de ingredientes debe estar el cacao. Y el cacao no tiene tantas calorías como el azúcar. A mayor porcentaje de cacao, más estarás cuidando tu peso. 

MITO 2: El chocolate causa acné.

Los estudios demuestran que este mito es falso. El acné se debe a una producción excesiva de grasa por motivos hormonales relacionados con la edad, los ciclos femeninos y la genética. Consumir alimentos grasos no significa que esta grasa se va a manifestar en granos o espinillas.

Hay que recordar que la manteca de cacao es un principio ampliamente usado en cosmética por sus propiedades emolientes y nutritivas. 

MITO 3: El chocolate provoca caries.

Siempre se ha creído que comer chocolate representaba un peligro para la salud dental, pero una investigación de la Universidad de Osaka lo desmiente e incluso asegura que puede proteger la dentadura.

La caries se producen cuando la bacteria Streptococcus mutans produce una molécula viscosa, el glucano, que facilita su anclaje en los dientes. Ésta y otra bacteria convierten los azúcares en ácidos, que dañan las cavidades en la superficie del diente. La investigación asegura que una parte de la semilla del cacao posee un bactericida que compensa los altos niveles de azúcar del chocolate, e impide la formación de la molécula viscosa.

Además, el chocolate negro y el cacao pueden aportar componentes como el flúor que ayuden a retrasar la acumulación de placa.

MITO 4: El chocolate provoca hiperactividad.


Está científicamente probado: no hay ninguna relación entre la alimentación y la conducta hiperactiva en los niños. Se cree que el ambiente de gran estímulo en el que los alimentos dulces se comen, como una fiesta de cumpleaños, es lo que afecta el comportamiento.

MITO 5: El chocolate es adictivo.


El deseo de chocolate es un deseo de placer y no tiene ninguna causa fisiológica.

Es cierto que comer chocolate nos provoca un gran bienestar psíquico, pero de ahí a generar una dependencia hay un largo trecho.

 

MITO 6: El chocolate genera alergias.


El cacao no es un alérgeno alimentario típico. El 90% de los alérgicos a alimentos lo son a leche, huevos, maní, nueces, soya, trigo, pescados o mariscos. Por lo tanto, la leche que se usa para lafabricación del chocolate, u otros ingredientes usados para relleno de bombones u oytros, son losalimentos que podrían generar una reacción alérgica, no el cacao en sí.

Ahora que ya derribamos algunos de los mitos más conocidos acerca del Chocolate, te invitamos a recorrer nuestra página y elegir el que más te guste para disfrutarlo con tus 5 sentidos.